Fortalezas y debilidades de CCTV IP

IP CCTV es una tecnología nueva (ish) para seguridad y vigilancia que tiene muchas ventajas únicas, lo que la convierte en una de las favoritas de una gran cantidad de empresas y particulares. IP CCTV significa «Televisión de circuito cerrado de protocolo de Internet» y esto se refiere al hecho de que la cámara transmite sus datos de forma inalámbrica para ser transmitidos a una computadora en lugar de necesitar cables. En el antiguo significado de CCTV, el «circuito cerrado» en cuestión se refería a la conexión que mantenía todas sus cámaras conectadas a sus televisores y grabadoras de VHS. Esto representaba un circuito cerrado que otros no podían usar. Si bien IP CCTV no es en realidad un circuito, los datos aún están limitados para ser vistos por aquellos dispositivos a los que se les ha otorgado acceso.

Esto da como resultado un conjunto de diferentes ventajas para empresas y particulares y tiene pocos inconvenientes. En primer lugar, como indica el término «inalámbrico», CCTV IP significa que tiene muchos menos cables y alambres con los que lidiar. Esto es muy útil ya que tener muchos alambres y cables no solo es antiestético sino que también está desorganizado y puede dañar los dispositivos. Normalmente, con CCTV estaría limitado en el lugar donde podría colocar sus cámaras por dónde se podría hacer el cableado, sin embargo, con CCTV IP esto es innecesario y los dispositivos simplemente se conectarán donde los necesite sin configuración. Esto significa mucho menos dinero y tiempo dedicado a vaciar las paredes para poder pasar cables a través de ellas, y también significa que no está restringido por cosas como interruptores de luz o el deseo de colocar sus cámaras muy alto. Si bien el costo del CCTV IP puede ser un poco más alto en comparación con el CCTV tradicional, esto se refleja en el hecho de que habrá menos cableado que hacer y menos cables que reparar en la línea. Esto demuestra cómo el CCTV IP es una buena inversión y comenzará a amortizarse casi inmediatamente después de la instalación.

Al mismo tiempo, tener su transmisión directamente a su dispositivo tiene una serie de ventajas prácticas. En general, significa que no tendrá que estar realmente en las instalaciones para controlar su negocio y esto significa que siempre puede estar seguro de que sus existencias y su oficina están a salvo (ideal para aquellos que tienen problemas para desconectar). Al mismo tiempo, esto también permite cosas como la protección con contraseña y elimina la necesidad de almacenar archivos grandes.

Muchas buenas cámaras de CCTV IP, como LG CCTV, también incluyen una variedad de otras características, como VoIP y análisis de video, que cuando se usan en combinación, por ejemplo, se pueden usar para identificar cuando hay un intruso en sus instalaciones y luego pedir ayuda.

Por supuesto, con más funciones, eso significa que hay más que pueden salir mal y esto puede hacer que sea más desalentador para aquellos que tienen menos confianza en la tecnología y que quizás no necesitan tanta configuración para sus edificios. Las empresas más pequeñas podrían optar por la CCTV IP, pero todavía hay muchos sistemas LG CCTV y otros para ellos que serán más simples de usar pero que carecen de algunas de las campanas y silbidos adicionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *